Vinculaciones diplomático de EEUU y los militares

  Buenas migas

Los vínculos militares del embajador de los Estados Unidos

Kenneth George.

Samuel Blixen

7 febrero, 2020

General Marcelo Montaner, jefe del Estado Mayor de Defensa junto a Kenneth George, nuevo embajador de Estados Unidos en Uruguay

La banalización en torno al terrorismo de Estado, a veces premeditada, a veces espontánea, cumple un papel fundamental en el mantenimiento de la impunidad.

Lo que es excepcional e inadmisible se vuelve “normal”. Cuando un abogado de derechos humanos reitera la lentitud de la justicia –velocidad de babosa, se dijo– para cuestionar la paralización durante años de un expediente judicial en el que aparecen acusados violadores de los derechos humanos, esa paralización se asume como normal. Cuando se acusa a la Suprema Corte de Justicia de permitir las escandalosas triquiñuelas de los abogados de los terroristas de Estado para dilatar los juicios, el silencio inmutable de los honorables magistrados se asume como normal. Cuando un periodista informa sobre el juicio por difamación impulsado por Miguel Sofía y presenta a este miembro del Escuadrón de la Muerte como un “empresario de las comunicaciones”, se olvida que se está refiriendo a un acusado del asesinato de Manuel Ramos Filippini (en la tarde de ayer se archivó la denuncia y Sofía regresó a la cárcel). Cualquier delincuente que haya cometido un homicidio y siga prófugo desencadena reclamos imperiosos, críticas a la acción policial y, por supuesto, referencias a los responsables de la “inseguridad”. Pero no provoca la misma reacción saber que asesinos seriales de víctimas que previamente fueron torturadas, y en algunos casos, violadas, andan sueltos por la calle, o prófugos en santuarios brasileños o españoles, o viviendo en “prisión domiciliaria”; no genera ninguna reacción, ninguna alarma. Eso es banalización, una manera de apostar a que las prácticas de terrorismo de Estado, verdaderas pústulas que infectan la sociedad, y cuya cirugía resulta imperiosa para el tejido social, simplemente se olviden. Esta forma de dar vuelta la página, “dejar que la biología resuelva el problema”, no es inocente, beneficia a los directos responsables, y actúa a favor de las corrientes políticas conservadoras que manejan el terrorismo de Estado como última carta bajo la manga.

CURSO SOBRE MISIONES DE PAZ. En los últimos días aparecieron otros ejemplos de banalización. El flamante embajador de los Estados Unidos, Kenneth George –empresario del petróleo, designado por Donald Trump y vecino y amigo de George W Bush–, ha estado activo en sus vínculos con militares. En octubre, a poco de asumir, presidió, en la sede de la embajada, un curso sobre misiones de paz, al que concurrieron, además de militares de otros países, los generales uruguayos Marcelo Montaner y Mario Stevenazzi, y el coronel Pablo Caubarrere. Actual jefe del Estado Mayor de la Defensa, Montaner es considerado “un oficial de extrema confianza” de Guido Manini Ríos, el líder de Cabildo Abierto. Fue jefe de la División del Ejército II y de la III y comandante en jefe del Ejército de modo accidental cuando el gobierno pasó a retiro al general Manini Ríos, a raíz de sus apreciaciones sobre la justicia en el documento que daba cuenta de la resolución del tribunal de honor en el que José Nino Gavazzo confesó haber desaparecido a Roberto Gomensoro. En su interinato en la comandancia del Ejército, Montaner permitió que Guido Manini, ya destituido, usara el canal de Youtube del Ejército para difundir el famoso mensaje al personal militar. Por esto, Montaner fue sancionado con tres días de arresto. El general ya había cobrado notoriedad en 2018, durante otra ausencia de Manini, cuando como comandante autorizó a la banda del Ejército a que ejecutara la “Marcha tres árboles”, emblema del Partido Nacional, en el cierre de la Rural del Prado. La presencia del general Montaner en el curso dictado en la embajada de Estados Unidos responde a la misión de paz que él dirigió en el Congo.

Páginas: First |1 | 2 | 3 | ... | Next → | Last

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.