Argentina: sobrevivientes del ESMA

Sobrevivientes de la Esma piden que se investigue

El circuito represivo de la Armada

04 de febrero de 2020

Afirman que existió un entramado represivo a cargo de la Armada, con sede central en la Esma, que sumó otros centros clandestinos.

Por Ailín Bullentini

Un grupo de víctimas sobrevivientes de la Escuela de Mecánica de la Armada denunció ante la Justicia la existencia de un “circuito represivo de la Armada”, que tuvo a ese centro clandestino como epicentro, y a unas cuantas casas satélites a las que llevaron hombres y mujeres secuestrados en situación de tortura. Algunas, como la quinta del Delta “El Silencio”, albergaron víctimas durante varios días. Otras, como la casa quinta de Pacheco más recientemente identificada, los recibía llevados por represores ocasionalmente. “Los sobrevivientes hicimos todo el trabajo de identificación. Ahora necesitamos que la Justicia investigue e impute a los responsables por los hechos que sucedieron en estos lugares”, explicó Carlos Lordkipanidse.

El “Sueco” Lordkipanidse es uno de los responsables de la denuncia que presentó junto al abogado Ariel Noli ante el Juzgado Federal de Instrucción número 12, antes a cargo de Sergio Torres y, desde su traslado a la Suprema Corte bonaerense, subrogado por Rodolfo Canicoba Corral. Allí, donde tramita históricamente la megacausa sobre los crímenes de lesa humanidad sucedidos en la Esma, él y Carlos Loza, dos integrantes sobrevivientes de ese infierno e integrantes de la querella de Justicia Ya en el expediente, solicitaron que se considere la existencia y funcionalidad de por lo menos cuatro espacios satélites de aquel epicentro del terrorismo de Estado como “un circuito de la Armada”.

Demostramos que así como existió un Circuito Camps en la zona sur de la provincia de Buenos Aires -en referencia a los centros clandestinos que funcionaron bajo el control de la Jefatura de la Policía de Buenos Aires, durante la última dictadura al mando de Ramón Camps-, existió uno a cargo de la Armada Argentina que tenía una sede central la Esma y que se valió de otros centros clandestinos”, apuntó Lordkipanidse en diálogo con este diario. “Todos fueron buscados y encontrados, identificados por nosotros”, insistió.

Páginas: 1 | 2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.